Connect with us

Reseñas

1000 Mods – “Repeated Exposure To…”

Stoner Rock | Todo un coloso el nuevo trabajo de 1000 Mods, una entrada por la puerta grande a este 2016 y pequeño guiño a sus orígenes. “Repeated Exposure To…” empezará a ganar puntos inexorablemente conformen pasen los años venideros. Señoras y señores, desde ya, estamos ante un clásico del sonido stoner, este gigante prevalecerá por encima de muchos en el presente curso y dejan a una banda como los griegos en lo más alto del trono. Sobresaliente.

Cuando en este 2016 cumplen una década desde su origen en el año 2006, es increíble como ha pasado volando el tiempo para este cuarteto musical griego, conocidos por todos los amantes del sonido pesado como 1000 Mods. Imposible de olvidar su mágico debut o su posterior “Vultures”, pero no solo de discos larga duración se alimenta la discografía de estos músicos, sus inicios también nos dejaron otros trabajos más cortos como “Blank Reality”, EP del 2006 o el 7” lanzado tres años más tarde llamado “Liquid Sleep”.

Con una formación infranqueable hasta la fecha, es en este sentido esa labor de equipo la que predomina para que 1000 Mods estén dónde están a día de hoy. Postulándose prácticamente como una de las bandas más fuertes de Europa dentro del stoner del viejo continente y unos titanes dentro de su país.

Su nuevo “Repeated Exposure To…” entra de lleno hoy en primicia en nuestra puerta número 235, el mismo día que sale este rodillo que nuevamente nos han vuelto a poner la sonrisa de oreja a oreja. La misma portada del disco ya nos pone ese mensaje que dice; “Altos niveles de sonido (más de 80 decibelios), con la posibilidad de un deterioro permanente de la audición”. Toda una declaración de intenciones por parte de los músicos que dejan de lado esa experimentación espacial surgida de su anterior “Vultures”, un trabajo que gozaba de la pegada de los helenos pero que no resultaba tan demoledor como el debut que nos trajeron en el año 2011 llamado “Super Van Vacation”, dónde una plaga de himnos culminaban lo más parecido a un recopilatorio de hits stoner del nuevo milenio.

Bien, pues recordando ese año 2011, el nuevo disco vuelve a traer la fuerza y contundencia de ese debut. Capaces de hacerte saltar con los primeros compases pegadizos de “Loose” hasta aplastarte en esa segunda mitad con un ritual de riffs, marca de la casa de estos desolladores.

El avance que ofrecieron hace algunas semanas llamado “The Son”, ya advertía de las intenciones de unos 1000 Mods que venían mucho más madurados en sus composiciones, sin olvidar su sello stoner, las impurezas se dejaban de lado y saltaba al ruedo una banda que refleja perfectamente en este tercer disco su mejor evolución.

Esta orquestación en sus canciones sigue estando a la altura, convirtiéndose en verdaderos artesanos de producir grandes ganchos inolvidables que causen el modo repetición en tu reproductor. Incluso ese detalle que siempre tienen sus redondos de cerrarlo con grandes epopeyas tan pesadas como lentas, de estas que te hacen entrar en hiper-sueño para despertar en un planeta desconocido como pasa en“Into The Spell”, magnífico cierre que reúne esos patrones dementes de plasmar una segunda mitad de disco dónde todo se repite a conciencia para crear el trance adecuado.

La mano en el máster final de Brad Boatright, un artista que ha trabajado con bandas como Sleep oNails, me parece fundamental en el gran sonido que se saca provecho de este “Repeated Exposure To…”, nunca antes 1000 Mods ha sonado tan pulido, y aquí es dónde ellos sacan a diestro y siniestro su mejor armamento.

Su labor en estos últimos años de mucha ruta por las carreteras europeas se pone de manifiesto en este último disco. Como su legado por todo lo que han vivido y sus poderosos directos que volverán a tener otra oportunidad de ver como estos tipos se abalanzan encima de ti con cañonazos como esa tercera pieza llamada “Electric Carve”, dotada de una furia descontrolada que actúa como un directo a la misma yugular o “A.W.”. Ambas tienen un trote más rápido, llevando esa droga interior que te hace menear el cuello sin remisión.

Hay un tramo intermedio que parecen bajar un poco el pistón pero nada más lejos de la realidad. Evidentemente no se puede mantener un nivel tan alto en todo el disco y aunque sin desviarse del rumbo, piezas como “On a Stone” te dan ese trippy muy en la línea de su anterior “Vultures”, dónde ese fuzz musculoso hace acto de presencia y le ingerimos algunas dosis del mejor rock espacial.

La parte final del disco es de lo más notable, dónde la sección instrumental casi que deja de lado las voces de Danny para esparcirse en las estructuras más largas y densas de “Repeated Exposure To…”.“Groundhog Day” y la mencionada “Into The Spell” te regalan su último chute alucinógeno y un final de traca para el disco. El equilibrio de los Mods es perfecto y su alma más voraz vomita sobre ti con la misma fuerza que equivale al choque de dos planetas. Algo más de 15 minutos de despedida por todo lo alto, equiparados con los mejores riffs del disco, reverberaciones presentes transmitidas desde el cosmos y ese hechizo constante que hacen de una banda como ellos, únicos en su especie.

Todo un coloso el nuevo trabajo de 1000 Mods, una entrada por la puerta grande a este 2016 y pequeño guiño a sus orígenes. “Repeated Exposure To…” empezará a ganar puntos inexorablemente conformen pasen los años venideros. Señoras y señores, desde ya, estamos ante un clásico del sonido stoner, este gigante prevalecerá por encima de muchos en el presente curso y dejan a una banda como los griegos en lo más alto del trono. Sobresaliente.

Ahora podrás reproducir vinilos en tu teléfono

Noticias

Simplemente unos capos: Radiohead sube 18 horas de sesiones robadas de Ok Computer

Noticias

Cigarettes After Sex cambia de recinto

Noticias

Santiago Gets Louder 2019: Monstruos del Trash Metal

Noticias

Connect