Conéctate con CanchaGeneral

Opinión

Una canción para cada momento: La lista perfecta de Foo Fighters

Eso es Foo Fighters, una banda que ya está más que consagrada gracias a este tipo de mensajes, a sus hilarantes videoclips, su gran sentido del humor, su energía sobre el escenario en cada show que dan, aun teniendo una pierna rota, aun cuando ven a sus pares de los 90 morir o sucumbir ante la depresión y las drogas. Como dicen por ahí, ¿quién iba a pensar que Dave Grohl es tan talentoso y carismático? Y que se toparía con músicos de la misma talla de él, junto a los que ha desarrollado una sólida carrera, sin tener nada que envidiarle a nadie, ni siquiera a Nirvana.

Foto: Raph

Por Jocelyn Jara

Es curioso lo que te hace sentir la música, canciones que han compuesto personas tan lejanas a ti, pero que quizá sin quererlo te llegan profundamente de una u otra manera. Temas como Best Of You, llegan al alma. Se puede sentir la rabia, melancolía y energía con la que Dave Grohl la interpreta. El mismo video es suficiente para despertar y sacar todo el enojo y frustración hacia afuera.

Everlong es de esas canciones que te quedan profundamente en la retina, más aun el video, donde se puede ver a Dave junto a Taylor Hawkins interpretando a una pareja, vestidos además como Sid y Nancy, con un teléfono gigante, dentro del sueño de otro hombre que está durmiendo junto a su mujer. Tiene algo de cómico y romántico a la vez, y por qué no, un dejo de melancolía también. Es un tema perfecto por donde se le mire: es pesado y enérgico, así como memorable y accesible a cualquier oído, no por nada es uno de los grandes hits de Grohl y compañía.

Learn To Fly es ideal para viajar, suena alegre y graciosa, sobre todo si nos ponemos a hablar del video clip, donde una vez más aparecen los disfraces en escena: Dave vestido como una fan que le pide un autógrafo a él mismo, Taylor siendo azafata, y Nate Mendel caracterizado como un tierno bebé. Esto además del breve cameo de Jack Black y Kyle Gass. ¿Cómo no motivarse con esta gran combinación de elementos?

Algo similar pero a mayor escala sucede con Monkey Wrench, que desde su inicio te invita a saltar y comenzar la fiesta, y cómo no va a lograr tal efecto si pareciera que Dave Grohl y compañía tienen una urgencia por gritarlo todo y de una sola vez, casi sin dejar espacio a un momento de descanso, lo que hace corear con fuerza toda la canción.

Breakout, es para quitarse ese estrés de la rutina diaria de encima, como cuando tienes que transportarte en metro todos los días y sientes que te volverás loco con tanta gente a tu alrededor, que te dificulta el paso para avanzar más rápido a tu destino. Esta canción es parte de la banda sonora de Irene, yo y mi otro yo (2000), película de los hermanos Farrelly, protagonizada por Jim Carrey y Renée Zellweger. En el video Dave Grohl emula la doble personalidad del protagonista del filme, reproduciendo algunas de las escenas, sumado a nuevas y divertidas situaciones. La mezcla perfecta: Foo Fighters y la comedia de Jim Carrey en un solo lugar.

Con My Hero aparece esa nostalgia y esas emociones a flor de piel de nuevo, te hace recordar a aquellas personas que han hecho algo por ti, esos pequeños héroes sin capa que un día te ayudaron y no te dejaron caer. Un padre, una madre, un familiar, un amigo, etc. Un ser a quien guardas con cariño, incluso una banda como Foo Fighters pudo haber sido tu salvación en otros tiempos.

De regreso a casa, luego de haber tenido un mal día, y de sentir que ya no puedes más con pequeños y grandes problemas, cuando todo te molesta, hasta el más mínimo detalle, o mirada de un desconocido. Lo único que quieres es estar solo y encontrar un lugar a donde ir, para reflexionar y acabar con los malos ratos. En ese momento Walk es un gran aliado. Es increíble cómo un tema puede salvar tu vida, sobre todo cuando Dave Grohl te grita a través de tus audífonos o de tu radio, “I never wanna die, I never wanna die”, lo que resuena en tu interior, invitándote a iniciar de nuevo, a quitar malos pensamientos de la mente, a seguir y no rendirse nunca, pase lo que pase. Da para pensar que tal vez Grohl pensaba en Kurt Cobain al escribir esta canción, quién sabe, es una posibilidad.

Para rematar con ese sentimiento de querer dejarlo todo atrás e iniciar de nuevo, siempre es bueno ponerse a escuchar Times Like These. Mientras caminas vas pensando en lo que viviste, la gente que conociste y se alejó de ti, los que te hicieron daño, y los días grises. Sin embargo te das cuenta que tienes que aprender a amar de nuevo, que “son tiempos como éstos” los que te hacen dar y dar más, y aprender a vivir de nuevo, a empezar de nuevo, con entusiasmo y ansias de lo que está por venir. Conocer otros círculos de personas, y otros mundos, dejando a un lado lo que en el pasado te hizo mal.

Eso es Foo Fighters, una banda que ya está más que consagrada gracias a este tipo de mensajes, a sus hilarantes videoclips, su gran sentido del humor, su energía sobre el escenario en cada show que dan, aun teniendo una pierna rota, aun cuando ven a sus pares de los 90 morir o sucumbir ante la depresión y las drogas. Como dicen por ahí, ¿quién iba a pensar que Dave Grohl es tan talentoso y carismático? Y que se toparía con músicos de la misma talla de él, junto a los que ha desarrollado una sólida carrera, sin tener nada que envidiarle a nadie, ni siquiera a Nirvana.

Lo + leído

Ases Falsos: La magia del DVD

Conciertos

La Florería: el ‘carnaval de la vida’, que nace en Bellavista y apuesta por la música chilena toda

Editorial

La lectura de Gepe de “Amor Violento”

Tendencias

Mark Ronson y el nuevo álbum de Tame Impala: “Es alucinante y grandioso”

Noticias

Redes Cancha