Connect with us

Opinión

Actrices que le declararon la guerra al estereotipo de la mujer perfecta

Te presentamos a nuestras heroínas, quienes con fuerza y valentía se declararon en pie de guerra frente al estereotipo patriarcal de la mujer-actriz perfecta

Entre valentía, resiliencia y fortaleza oscilan los cimientos con los que presentamos hoy a nuestras cuatro actrices guerreras en una industria cinematográfica y teatral heteropatriarcal. Desde las intensas críticas que rondan entre la vestimenta, identidad sexual, género y el “aparente libertinaje”, es que estas cuatro artistas deconstruyen el ideal que se nos ha presentado de mujer, proporcionando una vista amplia e interseccional de lo que significa ser parte del género femenino y también parte de la comunidad LGBTQIA+ en contextos patriarcales de lo audiovisual. Poniendo en jaque la agenda actoral Natalie Portman, Jamie Clayton, Hunter Schafer y Daniela Vega son nuestras heroínas escogidas para representar las formas en las que la resistencia femenina surge como forma de liberación y resistencia.

Natalie Portman

Natalie Portman ha volcado la representación femenina en la pantalla grande desde sus más remotas apariciones. Natalie es una seguidilla de sorpresas que apuntan hacia las más audaces jugadas tanto cinematográficas como ambientales; con una doble nacionalidad -Israelí y estadounidense- no podemos llamarla sólo actriz, sino que sus facetas abarcan desde la producción y dirección cinematográfica hasta el activismo vegano. En las siguientes líneas presentamos las formas en las que la artista ha desafiado los estereotipos que el patriarcado impone; hoy presentamos como Natalie Portman se impone como una feminista vegana con un poder efervescente y sideral.

Nacida como Neta-Lee Hershlag, nuestra heroína nos destella su carrera con Leon: The Professional en el 94 con tan sólo 13 años, marcando un rol que la posicionará como esencial en el cine de culto. Cuatro años más tarde logró acertar con uno de los papeles más icónicos de su carrera: Padme Amidala en las precuelas de Star Wars. Aquel rol no deja de ser poco relevante, ya que en él nuestra heroína originaria de Naboo destaca como la figura femenina más potente de la segunda trilogía. Ya con estos dos roles que aferraban su tendencia artística implacable, su jugada cinematográfica más audaz llega con V for Vendetta.

Aquel rol de Evie logra presentar una Natalie que le rasuran su cabello en pantalla, sólo con una toma entre la pérdida total de su pelo. Aquello fue al menos intrigante para la prensa, una actriz completamente calva se deslizaba por la alfombra roja, empoderada e intrépida, como la artista voraz e intachable que conocemos. Por supuesto, lo audaz de su persona no llega hasta ese momento: Natalie Portman torna al veganismo en 2009 luego de leer Eating Animals de Jonathan Safran Foer, acto que secunda su decisión de ser vegetariana desde los 8 años. ¿Una actriz del medio oriente vegana, calva y feminista? Por supuesto

Sus intrépidas formas de resistencia se dan desde el activismo vegano diario hasta  siendo la co-directora del documental Eating Animals por ejemplo. Esto nos da cuenta de otra artista importante de la artista: su implacable devoción hacia el feminismo interseccional. Siendo una mujer judía israelí, Natalie intenta derrocar los abusos sistemáticos del patriarcado con cada aparición en pantalla, sin miedo a denunciar las faltas de la academia cinematográfica hacia las artistas mujeres. Hechos notables: Golden Globes del 2018 donde recalca en escenario que todos los nominados a director son hombre, y su aparición en los Oscars del 2020 donde su capa negra lucía un bordado dorado con los nombres de todas las mujeres ignoradas nuevamente por la academia (Greta Gerwig y Lulu Wang por ejemplo).

Natalie Portman es una artista y madre israelí, judía, vegana y feminista que arrasa con todos los estereotipos que la embarcan. Juega contra todas las posibilidades para triunfar en una industria destruida por los abusos sexuales y de poder, intentando también derrocar la sistemática violencia contra los animales destinados al consumo. Su filmografía habla por sí sola, tanto así como sus pequeños pero gigantes actos de valentía diaria. Natalie Portman es resistencia y resiliencia, el ícono vegano-feminista que necesitamos

Jamie Clayton

Siempre ligada al mundo artístico, es que Jamie Clayton emigró a sus cortos 19 años a New York para seguir su sueño de ser maquilladora profesional. Sin embargo, la consecución de metas no terminaría ahí, sino que a razón de este cambio geográfico es que nuestra queridísima Jamie dejó de catalogarse a sí misma como “gay por defecto”, y decide actuar por ella misma para dar fin a ese sentimiento de nacer en un cuerpo equivocado, es por esto que Clayton decide dar un giro radical a su vida por medio del proceso de transición de género.

En marco de lo anterior, es que Jamie ha sido figura clave en programas como TRANSfor me, hecho por el cual en pleno 2011 declara públicamente su transexualidad, lo que hasta el día de hoy la posiciona como una de las activistas trans más reconocidas de la industria cinematográfica, puesto que su activismo se traduce en una eterna politización del habitar y transgredir territorios heterohegemónicos, tal como es el caso de su activo trabajo en la industria televisiva y audiovisual a todo nivel. En este respecto, es que Clayton comprende que el acto de habitar y transitar los espacios que han sido eternamente dirigidos a un público objetivo heteropatriarcal y hegemónicamente transexcluyente también son una práctica de resistencia y transgresión.

A lo largo de su carrera artística, Jamie nunca ha pasado desapercibida, comenzando su carrera teatral desde el año 2010 en donde sus papeles más destacados se relacionan con Hung, transmitida el 2011 por la cadena HBO dando vida a Kyla, o Dirty Work donde interpreta a Michelle, y más recientemente una de las participaciones más importantes de Clayton fue Nomi Marks en Sense8

Para la carrera de Jamie, la participación en Sense8 fue una de las más significativas, puesto que el personaje de Nomi Marks fue el primer personaje transfemenino escrito por Lana Wachowsky en alguna de sus producciones cinematográficas. Es por esta razón que el carácter de este queridísimo personaje está tan profundamente ligado a la vida activista de Jamie Clayton, porque ambas luchan por la visibilización de las diversidades, pero más particularmente de las violencias que suscitan hacia esta comunidad en específico¿Quién mejor que Jamie Clayton para dar vida a Nomi Marks?, el primer personaje transgénero escrito por Lana Wachowsky, y por ende, primera producción audiovisual con visibilización tranfemenina hecha por las hermanas Wachowsky

Hunter Schafer

Con tan sólo 21 años Hunter Schafer ha derribado con fortaleza el binarismo de género que nos oprime cada día. Como modelo y actriz de Carolina del Norte, Hunter resiste como una icónica activista LGBTQIA+ que no sólo lucha por los derechos y protección de la juventud trans, sino por el abuso y violencia que la comunidad y ella viven a diario. La hemos visto en “Euphoria” interpretando a Jules Vaughn un personaje transfemenina y protagonista, donde entra a la televisión con una narrativa cercana a su propia historia. Hunter Schafer protagoniza a una personaje que sin duda ayudará a miles de chicxs luchando con el binarismo de género.

Su carrera no parte con el rol en HBO, sino que data algunos años antes como modelo de alta costura en las cuatro capitales de la moda: New York, Paris, Londres y Milán. Schafer ha logrado ser la primera modelo trans sub 20 en caminar en varias marcas de alta costura, incluyendo Erdem, Rick Owens y Maison Margiela sólo nombrar algunos. Su lucha no empieza ni termina allí, ella fue de las precursoras en cambiar las leyes de uso de baños públicos en su estado natal, marcando un logro para la juventud que no se clasifica entre la cegada regla binaria de género. 

Me gusta que la gente sepa que no soy una mujer cis, porque eso no es algo que soy o  que siento que soy. Estoy orgullosa de ser una persona trans” 

“Euphoria” y su rol como Jules Vaughn es de hecho, una anomalía tanto en la pantalla grande como chica cuando nos referimos a la representación trans. Muy pocxs actorxs trans han tenido la oportunidad de representar personajes trans, y aquellas representaciones han sido por artistas cis que a veces han perjudicado a la comunidad -tema discutido ampliamente en el documental Disclosure sobre la representación trans en el cine. Jules Vaughn es un personaje del cual su transición no es un tema central, más bien recorre la turbulenta vida de una adolescente, siendo un retrato fiel y honesto de la corrupta y detallada juventud actual.

¿Por qué Hunter Schafer es una de nuestras heroínas?

Por su fuerza implacable, su valentía y su increíble trabajo rompiendo los estereotipos de lo que deben ser y representar las mujeres en la pantalla, en la moda, y en lo cotidiano. Hunter es de aquellos íconos que nos faltaron en nuestra adolescencia, y que finalmente se les está haciendo justicia, pudiendo ser un ejemplo de resiliencia a la juventud trans violentada. Necesitamos más íconos como Schafer en la televisión, sin duda. 

Daniela Vega

Otra de nuestras guerreras por excelencia es Daniela Vega. Una mujer multifacética y con profundo talento en lo que respecta al arte en sus múltiples aristas. Daniela comenzó a incursionar en el canto lírico a su corta edad de ocho años, esto debido a un poderoso e inigualable registro vocal que no pasó desapercibido para sus profesoras en etapa escolar. Derivado de lo anterior, es que este hecho en particular resulta ser la semilla de su pasión por esta amplia disciplina, donde su vida se ha transformado en un eterno espiral en el cual el arte no la suelta y Daniela tampoco, ya que nuestra mujer guerrera reconoce en el arte su lugar de acogida. 

Cocinera y maquilladora de profesión, es que en este último fue que encontró un espacio de expresión, donde con el paso de los años fue el mismo trabajo de maquillista el que la llevó a incursionar en el hermoso mundo del teatro. 

Durante el año 2014, Daniela protagoniza su primer trabajo cinematográfico a través de la cinta “La Visita” dirigida por Mauricio López Fernández. En esta cinta, nuestra querida actriz da vida a Elena, una personaje transfemenino que llega de “visita” al velorio de la asesora del hogar que prestó servicio muchos años a la casa de sus progenitores. Un papel transgresor dentro y fuera de la pantalla grande, puesto que no solo pone en jaque a los personajes de la película, sino que también transgrede a los espectadores, transformando así su participación artística en un acto político de resistencia.

“Yo soy orgullosamente trans, si volviera a nacer, volvería a nacer transexual”

En lo que respecta al ámbito más interno y personal es preciso afirmar que Daniela no nació mujer, aunque siempre sintió que lo era y que habitaba el cuerpo equivocado. Pese a que tuvo una infancia feliz, cuando tenía 11 años se cambió de un colegio mixto a uno exclusivo para hombres, y fue allí que motivado por esa diferencia que sentía y por la femineidad que irradiaba, sus compañeros la agredieron de distintas formas. Seguido de esto, a los 14 años conoció el término transexual y se decidió a conversar con sus papás sobre su identidad de género, quienes luego de reflexionar durante un par de días sobre la situación en cuestión, decidieron regarle a Dani un set de maquillaje. Con el amor y apoyo de sus padres, Daniela comenzó su transición a los 15 años. 

Ya entrados en el 2015, Vega y un grupo de personas crearon la Fundación Transitar, para que los niños con dudas sobre su identidad sexual se conozcan e interactúen entre sí, y sepan que no están solos. Además, la actriz lanzó durante el 2019 su primer libro “Rebeldía, resistencia y amor” en el que cuenta su historia personal con el que espera que se leído de la manera más transversal y democrática posible.

Durante el 2017 es que la carrera de nuestra querídisima Dani despegó y tocó el cielo; su nombre y carisma conquistaron a la opinión pública. Marina fue el nombre del protagónico en la película Una mujer fantástica; film que se transformó en la primera producción chilena en recibir el Óscar a mejor cinta de habla no inglesa durante el 2018. Durante esa ceremonia, Daniela fue la encargada de marcar otro hito en la historia cinematográfica nacional e internacional, puesto que fue la primera mujer transgénero en presentar un premio. Los ojos del mundo se posaron en ella y un mes después figuraba como una de las cien personalidades más influyentes de 2018 según la revista Time

En la actualidad, la vida y carrera de Daniela Vega llegó para transformarse en un ente político de transgresión y afabilidad en medio de un contexto hostil con un carácter sociocultural heteropatriarcal transexcluyente como el chileno. Su sola voz es considerada por muchos como un referente de inspiración y motivación; su figura representa a una comunidad eternamente violentada por el mero hecho de existir, razón por la cual su participación en diversas cintas se transforma en un territorio de transgresión el cual Daniela Vega no teme en habitar. Es por esto que recientemente la vimos interpretando a Elisa Murillo en la serie la Jauría, donde tuvo una potente participación en la cual su personaje cisgénero abre puertas a las personas trans a combatir el estereotipo de la heteronormatividad en las producciones cinematográficas. 

Estas son nuestras mujeres guerreras en lo que respecta al prisma de la actuación. Mujeres que habitan diversos espacios como una forma de transgredir y desestructurar un sistema de organización social genéricamente jerárquico y excluyente; mujeres que han volcaron su vida, existencia y presencia a la acción política de visibilizar y erradicar las diferentes formas de violencia heteropatriarcal y heteronormativa desde una perspectiva interseccional de posicionamiento radical y desestabilizante.

BloFem
Written By

Nolite te Bastardes Carborundorum.

Most Popular

“Pa Qué”: El Chile de hoy x Ana Tijoux

Noticias

Deftones_OHMS Deftones_OHMS

Deftones – OHMS (2020)

Recomendados

Disclosure – ENERGY (2020)

Reseñas

Camila Moreno: Punk-Feminista Cyborg

Reseñas

Advertisement
Advertisement
Connect